Puentes de Papel, la tradición que pone a prueba el ingenio de los industriales

Más de doscientos veinte estudiantes en Valparaíso y Sede Santiago participaron de forma simultánea en la actividad de los Puentes de Papel, que por segundo año consecutivo pone a prueba el ingenio y diversas habilidades de los estudiantes de primer año en la asignatura de Introducción, de la carrera de Ingeniería Civil Industrial.

Organizados en grupos de cinco o seis integrantes, los alumnos se apostaron en el bandejón central de la Avenida Brasil, en Valparaíso, donde exhibieron los puentes que construyeron en base a papel, que luego fueron sometidos a soportar una carga mínima de 3.5 kilógramos, con la cual obtenían una nota cuatro. De forma progresiva se agregan cargas de 500 gramos, hasta ver cuánto es capaz de soportar la estructura. Mientras más peso son capaces de soportar, mejor nota para el grupo.
Erik Shulze, uno de los académicos a cargo de la actividad, señaló que “el objetivo de esta iniciativa es que los estudiantes de primer año puedan relacionar todas las actividades vinculadas al hecho de ser ingenieros, tal como si fuera un trabajo de ingeniería aplicada. Ellos salen a terreno y desarrollan este puente de papel, por medio de algunas habilidades que se relacionan directamente con lo que es Ingeniería Civil Industrial”.

Considerada como una actividad que forma parte del proceso de innovación curricular que ha efectuado Ingeniería Civil Industrial, los Puentes de Papel buscan según Schulze “que los alumnos comiencen a realizar trabajo en equipo y a desarrollar la capacidad de autorregularse, ya que tienen que buscar conocimientos”.

 “Desde un principio se les entregan ciertos indicios, pero ellos tienen que buscar información sobre cuál es la mejor manera de construir esta estructura y en ese proceso se va generando conocimiento”, añadió.

Schulze agregó que “este tipo de actividades permite que los estudiantes comiencen a desarrollar desde primer año algunas aplicaciones vinculadas a la profesión, junto con propiedades de la ingeniería. En definitiva lo que buscamos es que ellos tengan un primera aproximación de lo que es la ingeniería como tal”.

El académico indicó que la realización de la actividad de forma simultánea con el Campus Santiago “permite para mantener las mismas condiciones para todos los alumnos al interior de la Escuela de Ingeniería Civil Industrial”.

“Los puentes de papel se están convirtiendo en una verdadera tradición para nuestra comunidad académica. Además los estudiantes deben entregar una bitácora donde registran el proceso completo del desarrollo del puente, incorporando información relativa a sus éxitos y fracasos, lo que también potencia el trabajo conjunto para lograr un objetivo común”, aseguró.